Pasar al contenido principal
MIDES ASSE Montevideo

Apertura de centro 24hs para tratamiento de personas en situación de calle con consumo problemático de sustancias

El Ministerio de Desarrollo Social (MIDES) y la Administración de los Servicios de Salud del Estado (ASSE) inauguraron este jueves 21 de julio, un Hogar de Medio Camino en Marcelino Sosa y Blandengues. Se trata de un dispositivo de atención transitoria, que alberga a personas que realizan procesos terapéuticos para el uso problemático de drogas. Tiene capacidad para 25 personas que contarán con el acompañamiento de referentes: trabajadores sociales, operadores terapéuticos y educadores. El centro funcionará de lunes a domingo, durante las 24 horas, e incluye propuestas socioeducativas y laborales para los usuarios que se alojen allí.
Interior del hogar medio camino, con vista a la cocina y al patio interior

Este Hogar de Medio Camino surge como solución y respuesta destinada a personas cuyas condiciones habitacionales actuales operan como factor de riesgo. MIDES, en coordinación con ASSE, trabaja para atender las diferentes causas que llevan a las personas a recurrir al consumo problemático de sustancias que los hace caer en adicciones y que, por consecuente, terminan en situación de calle. Los usuarios de este dispositivo son derivados por los equipos técnicos de ambas instituciones; generalmente provienen de centros diurnos del ministerio y, como parte del proceso acceden a un hogar con estas características que les implica dar un paso más hacia la autonomía personal.

En la inauguración estuvo presente el secretario de Presidencia, Álvaro Delgado. Participaron, por parte del Ministerio de Desarrollo Social, el ministro Martín Lema; la subsecretaria Andrea Brugman; la directora nacional de Protección Social, Fernanda Auersperg; el director nacional de Gestión Territorial, Alejandro Sciarra; y el director de la División de Coordinación de Programas para Personas en Situación de Calle, Gabriel Cunha. Desde ASSE, participó su presidente, Leonardo Cipriani junto a técnicos de la institución. Estuvo presente el coordinador, el equipo terapéutico y los dos primeros usuarios del hogar.

Para el ministro Lema, el énfasis debe ponerse en la generación de mejores condiciones y mayor autonomía para “evitar situaciones dramáticas como lo es vivir en la calle”. Destacó también que es fundamental que la atención sea personalizada porque se trata de atender a personas con historias y vivencias distintas que se han enfrentado a obstáculos de diversa índole. El trabajo de los equipos técnicos en materia social y de salud, con foco en la persona, es primordial para identificar las diferentes respuestas a lo largo del tratamiento y, en ese trabajo personalizado, impulsarlos de forma paulatina y constante hacia la superación, puntualizó el ministro.

Segundas oportunidades

Lema aclaró que los cupos en este dispositivo están destinados a personas egresadas del sistema penitenciario y agregó que “desde el ministerio se está haciendo una apuesta muy fuerte para generar segundas oportunidades”. El 54% de las personas que están a la intemperie, según datos del Censo Calle del año 2020, declararon haber estado privadas de libertad en algún momento de sus vidas. “Como sociedad tenemos que dar alternativas para evitar que las personas reincidan y terminen en situación de calle; son personas que quieren salir adelante y merecen contar con segundas oportunidades”, dijo Lema. También destacó que esta semana MIDES ha intensificado el trabajo con egresados del sistema penitenciario a través de la Dirección Nacional del Liberado (DINALI) que han trabajado en reformas edilicias para un hogar del INAU y mantienen entrevistas laborales con la empresa Teyma.

Por su parte, Leonardo Cipriani destacó la importancia que tiene este tipo de hogares. Generalmente, los pacientes ingresan a un centro para su internación y desintoxicación y luego son derivados a lugares de contención con las características del hogar de medio camino, donde continúa con el tratamiento y se prepara para adaptarse nuevamente a la vida social.

“Cuando asumimos a nivel del Estado, en ASSE teníamos tan solo 125 camas para poder atender estas situaciones. El Ministerio de Desarrollo Social está sumando cupos con estos dispositivos, por lo que superaremos las 200 camas para fines de agosto”, expresó. A su vez, ASSE está realizando convenios para contar con más lugares en espacios como el Portal Amarillo. Estas acciones están previstas dentro de la Ley de Salud Mental promulgada en 2018 (que salió sin financiamiento y sin la existencia de este tipo de dispositivos de contención).

“Una de las cosas más relevantes vuelve a ser esta complementación del Estado con el Estado”, dijo Cipriani, porque se brinda tratamiento específico para las personas con adicciones al tiempo que se identifican las causas que las llevan a perder sus hogares y dormir a la intemperie.

Atención integral a personas con policonsumo problemático

El Hogar de Medio Camino forma parte de un paquete de respuestas que el Ministerio de Desarrollo Social en convenio con ASSE dispone para atender situaciones complejas vinculadas al consumo adictivo de sustancias psicoactivas. Dentro de ese conjunto de respuestas están los dos Centros Diurnos terapéuticos especializados en el tratamiento de personas con consumos problemáticos y que están en situación de extrema vulnerabilidad social. Se encuentran ubicados en el centro de Montevideo y funcionan en modalidad ambulatoria intensiva, de lunes a viernes.

Cuentan con equipos interdisciplinarios que brindan abordaje integral a través de actividades psicoterapéuticas, educativas y recreativas.

Admiten el acceso de personas mayores de 18 años afiliadas a ASSE, vinculadas a programas del MIDES, en tratamiento ambulatorio y que tengan al menos 7 días de abstinencia al momento del ingreso.

 

 

Galería de imágenes

Descargar todas las imágenes (.zip ~ 11.11 MB)
8 imagenes (.zip ~ 11.11 MB)

Etiquetas