Pasar al contenido principal
Pronadis

Políticas que posibilitan a los siniestrados seguir adelante

13 de Noviembre, 2019
En el marco de un nuevo Día en Recuerdo de las Víctimas de Siniestros de Tránsito, conversamos con Begoña Grau, Directora del Programa Nacional de Discapacidad (Mides/Pronadis), sobre las ayudas técnicas y asesoramiento disponibles para las víctimas de tránsito.
Begoña Grau, Mides Pronadis

A propósito del Día Mundial de las Víctimas de Siniestros de Tránsito, Uruguay tiene su propia conmemoración, que como cada año, va rotando y esta vez será en la ciudad de Paysandú, donde se hará sensibilidad central.

No obstante ello, nos pareció oportuno acercarnos al Programa Nacional del Discapacitado (Pronadis), dependiente del Ministerio de Desarrollo Social (Mides), quien cumple un importante papel a la hora del asesoramiento y contención a las víctimas de siniestros de tránsito que quedan con secuelas.

Su Directora, Begoña Grau destacó la importancia de este tipo de encares, para que se tome conciencia y se reaccione frente a las discapacidades como consecuencia de la siniestralidad vial. “Ello es evitable; cuando nos llegan este tipo de lesionados, inmediatamente pensamos que ello se podría haber evitado” señaló Grau.

Uruguay tiene anualmente en promedio, alrededor de 25.000 lesionados por siniestros de tránsito, que haciendo paralelismos, equivale a toda la población de Pando, Rocha o Fray Bentos. Incluso en esos porcentajes, un 12% (casi 3200 personas) en 2018, resultaron heridas graves.

Al Centro de Ayudas Técnicas y Tecnológicas de Pronadis se vinculan muchos de estos siniestrados en pos de mejorar su calidad de vida. Es que allí se ofrece un asesoramiento integral que además de las ayudas técnicas que pasan por la silla de ruedas, la cama articulable o la prótesis, reciben el acompañamiento en el momento del shock en que cambian algunas coordenadas cotidianas.

“Nos llega muchísima gente que ha tenido un siniestro de tránsito y ha adquirido una discapacidad. Y lo hacen por múltiples vías”. Cuando desde Pronadis se toma cuenta de la situación se inicia el proceso de evaluación, visita al hogar, y asesoramiento sobre trámites como pensiones o las posibles soluciones arquitectónicas del propio hogar para mejorar la movilidad.

Pronadis trabaja en pos de replantear la situación del siniestrado, en estrecho vínculo con la Unidad Nacional de Seguridad Vial, a la hora de coordinar tras las secuelas de la siniestralidad, y generar un horizonte. Desde la propia Unasev se ha estimulado esta perspectiva con la edición de la Guía del Siniestrado.

“Allí no termina todo, sino que es posible reinsertarse, volver a trabajar, estudiar, readecuar las condiciones para la oportunidad laboral en pro de una vida autónoma” sostiene con énfasis la jerarca.

Desde Pronadis se sostiene que hay un montón de políticas que le posibilitan a los siniestrados seguir adelante; que hay servicios que acompañan y rehabilitan la reinserción.

“Lo importante es rescatar que por mas que hay que prevenir y ser cautos; tampoco se trata de que la gente piense que aquí se terminó su vida. Se puede y hay que trabajar para conseguir que las personas tengan todo el equipamiento que necesiten para seguir su vida desde otro lado, pero la vida continúa” señala Grau.

Audios

Begoña Grau - Directora de ProNaDis - MIDES_1
Begoña Grau - Directora de ProNaDis - MIDES_2
Begoña Grau - Directora de ProNaDis - MIDES_3
Begoña Grau - Directora de ProNaDis - MIDES_5

Etiquetas