Pasar al contenido principal

#UruguaySeVacuna: Agendate y accedé a toda la información sobre las vacunas.
Autismo

Autismo: importancia del diagnóstico oportuno y abordajes pertinentes

Creación: 07/04/2021
Última actualización: 07/04/2021
Con motivo de la conmemoración del Día mundial del autismo desde el Ministerio de Salud Pública (MSP) se llevó a cabo una jornada de actualización de la temática. Con la participación de las cátedras de Psiquiatría, Psiquiatría infantil, Neuropediatría y las sociedades civiles, estuvieron presentes representantes de las áreas programáticas de la niñez, salud mental, salud bucal y discapacidad y rehabilitación del MSP.
Imagen zoom conferencia autismo

Con la fecha como ocasión para resaltar la importancia que tiene sensibilizar sobre el espectro autista, la Subdirectora General de la Salud del MSP, María Giudici, destacó también la importancia del trabajo interinstitucional y la actualización constante respecto del tema. Desde el MSP se viene realizando el abordaje en coordinación con los distintos programas de manera que las acciones conjuntas no solamente motiven la reflexión, sino que además permitan traducir la importancia que tiene la escucha a padres, familiares y cuidadores por parte de los profesionales de la salud y educación de manera de motivar el diagnóstico precoz y la intervención temprana y oportuna.

En el mismo sentido se pronunciaron las sociedades civiles participantes que además de destacar el necesario trabajo con las familias que son sostén de estos niños, contaron con el aporte de la declaración de un adulto, periodista deportivo, con Trastorno del Espectro Autista (TEA), quien habiéndose podido desarrollar profesionalmente, no solamente hizo pie en la inclusión, sino que también resaltó lo fundamental de que las personas con TEA tengan igualdad de oportunidades en el ámbito laboral: “antes que personas con TEA, somos personas”.

El TEA es un trastorno del neuro – psico desarrollo, de inicio temprano, caracterizado por dificultades en dos áreas centrales: la comunicación social y los estímulos sensoriales. Dado que tiene tantas presentaciones como personas con esta condición, es que se utiliza el término “espectro”. El perfil único de cada persona varía, a su vez, a lo largo de toda la vida. La evidencia científica indica que, aunque es una condición de por vida, que no tiene marcadores físicos ni biológicos, su detección temprana es fundamental para la optimización del tratamiento.

En una puesta a punto de las actuales herramientas con las que se cuenta para abordar la situación de las personas con TEA, desde el MSP se destacó que se lleva adelante una revisión de la prestación- en el marco del plan de prestaciones de salud mental- por el poco uso que tiene de parte de los usuarios.

También se hizo mención a la ley de salud mental en la que se ve reflejado un cabal entendimiento de la importancia del apoyo a la persona y su entorno, lo que además se debe profundizar con nuevas estrategias de acompañamiento a las personas con TEA.

Todos los expositores hicieron énfasis en que no se debe perder de vista la perspectiva de derechos en todo este trabajo, en el que el principal desafío es lograr la mayor autonomía de las personas.

Según los datos aportados por la Dra. Gabriela Garrido de la Cátedra de Psiquiatría Infantil de la Universidad de la República (UdelaR), en nuestro país hubo un aumento de la prevalencia de TEA, por lo que la detección temprana para un pronto diagnóstico, la capacitación de los padres en estrategias de abordaje, la educación inclusiva, la promoción de la investigación son, junto con la mitigación del impacto de la pandemia – que según los datos registrados implicó cierto tipo de retroceso para el 80% de los niños con esta condición – algunos de los muchos desafíos que aún están presentes.

El Dr. Gabriel González, de la Cátedra de Neuropediatría de la UdelaR destacó el relevante papel que juegan los padres para llegar al diagnóstico, puesto que son quienes, por lo general, detectan los primeros indicios del TEA, en el que factores genéticos y ambientales inciden de forma similar. De allí la importancia de la investigación para profundizar en elementos que permitan un mejor diagnóstico y de forma más precoz. González además hizo mención a los tipos intervención tales como las terapias conductuales, los programas para mejorar la interacción social, el apoyo y la formación para familias adecuados a cada caso, teniendo en cuenta las particularidades de la situación. Al respecto, Gabriel González alertó sobre el riesgo que implican las terapias alternativas sin supervisión, puesto que, si bien pueden ser complementarias, muchas también tienen efectos adversos para la salud de las personas con TEA para las que no hay “curas milagrosas”.

En su intervención, Sandra Romano, docente a cargo de la Cátedra de Psiquiatría de la UdelaR, buscó expresar la situación de vulnerabilidad en la que terminan inmersos muchos adultos con TEA, que llegan a las consultas médicas por comorbilidades o evoluciones deficitarias como ansiedad, depresión, conductas suicidas o desadaptativas y deterioro funcional sin diagnóstico previo de TEA en un 75% de los casos.

 

Enlaces de descarga

Descargar todos los archivos adjuntos (.zip ~ 7.67 MB)

Etiquetas